Plaza Prim Poblenou

Los ombúes de Barcelona (1)

Posiblemente no hay otro árbol que remita tanto al gaucho y su cultura como el ombú. Por eso, cuando un viajero de la cuenca del Plata reconoce los tres soberbios ombúes plantados al inicio de las ramblas de Barcelona, se sorprende, se alegra y se siente halagado como si algo del frondoso mérito de esos árboles sudamericanos le correspondiera. Si acaba de llegar a la ciudad todavía le esperan los ombúes del paseo de la Barceloneta, los de las curiosas hileras del jardín Miramar en el Montjuic, el espectacular ejemplar de la plaza Francesc Macià y muchos otros que se irá encontrando por los parques, plazas y playas catalanas.

Ombu Colon Barcelona
Sucede que el ombú es un árbol con mucho carisma que en la intemperie de las pampas se ganó el apelativo de “amigo del gaucho”. Árbol que no alcanza grandes alturas, crece sin alejarse demasiado de la tierra y de los hombres. Con los años forma una gran copa extendida, con gruesas ramas que se arquean formando un enorme parasol. Es fácil de reconocer por su silueta de amplia copa y tronco engrosado en la base, por las raíces que emergen a su alrededor y por la corteza que recuerda la piel de un paquidermo. No da flores de colores vistosos ni frutos comestibles ni madera, pero ofrece el reparo de la sombra. En tierras de Cataluña se ha preferido el expresivo apodo de “bellaombra” (bella sombra) al más enigmático nombre guaraní “ombú”, el cual según algunos significaría sombra y según otros “árbol que atrae la lluvia”, tal vez por su capacidad para almacenar agua en los tejidos y resistir períodos prolongados de sequía.
Árbol longevo, la bella sombra no revela su edad con facilidad. A diferencia de los vegetales que producen madera, el ombú no presenta anillos de crecimiento anual. Es por este motivo que algunos afirman que no se trata de un árbol sino de una hierba gigante. Quienes, por otra parte, defienden una clasificación basada en las formas de crecimiento y la altura de los vegetales -descartando la formación de leño como elemento distintivo- sostienen que el ombú es un árbol en todo su derecho.
Ombues Miramar Montjuic Barcelona

Vegetal de rápido crecimiento, resistente a la poda, a las heladas y a las plagas que atacan otras especies del arbolado urbano, el ombú es un árbol ideal para ser cultivado en las ciudades siempre que se disponga de grandes espacios y clima templado. Todo esto ha de haber aprendido Jean Claude Nicolas Forestier en Argentina antes de introducir la especie en Barcelona. Este paisajista francés, famoso por sus ideas sobre los sistemas de parques urbanos y por sus actuaciones en París, Rabat, Marrakech, La Habana, Buenos Aires, Ciudad de México y Sevilla, fue contratado por el Ayuntamiento de Barcelona para diseñar y ejecutar el enjardinamiento del parque de la montaña de Montjuic con motivo de la Exposición Internacional de 1929. Es así que los ombúes llegaron a Barcelona de la mano de uno de los paisajistas más importantes del siglo XX y en el contexto de un evento internacional que fue un hito en la historia de la ciudad. A partir de entonces el árbol de los gauchos fue ganando espacios en el arbolado de Barcelona donde continúa plantándose, sobre todo en zonas del frente marítimo por su buena tolerancia a las condiciones ambientales de la costa.

Ombu en la playa El Masnou

Si en su América originaria el ombú suele estar a merced de los fuertes vientos, en España lo acucian las herramientas de los jardineros. Pero estas consideraciones quedarán para otra entrada de El ÁRBOL QUE HABLA. Por ahora y para los interesados en seguir las bellas sombras de Barcelona, aquí hay un listado comentado y un mapa con la ubicación de algunos de los ejemplares más interesantes.

MATERIAL CONSULTADO

Bibliografía

Arbres de Barcelona. Patrícia Gabancho. Parcs i Jardins de Barcelona, Institut Municipal. Ajuntament de Barcelona. Barcelona, 1999.

Nicolau Maria Rubió i Tudurí (1891-1981). Josep Bosch (coordinador). Ajuntament de Barcelona. Barcelona, 1989.

Plantas Medicinales Rioplatenses. Héctor Blas Lahitte et al. Ed. L.O.L.A. Buenos Aires, 1998.

Material online

Sitio Web del Ayuntamiento de Barcelona. Parques y Jardines

Ayuntamiento de Barcelona. Catálogo de Árboles de Interés Local

Licencia de Creative Commons

Licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 2.5 España

Anuncios

19 comentarios en “Los ombúes de Barcelona (1)

  1. Es cierto lo que se dice aquí, cuando estuve en Barcelona y vi algunos ombúes, me sorprendí mucho y sentí como un orgullo o halago que esos árboles que pueblan las ciudades o la campaña del Uruguay y que sentimos tan nuestros, aparecieran en esa ciudad, me costaba creerlo y no me pasó con ninguna otra planta! Gracias por la información.

      1. Hola Eloísa, Yo estoy buscando a muerte hojas de Ombú. No se si saben que sus hojas tiene una propiedad curativa y en especial para las hemorroides. A mi padre le mandaron desde Uruguay algunas hojas de Ombú para que se confeccione un cojín y le ha hecho muy bien, pero ahora necesitaría más hojas y no tenemos como conseguirlas en Madrid. Tu podrías mandarme a Madrid algunas hojas de ombú??? estaría muy agradecido.
        Saludos

      2. Hola Fabián, la verdad que no conocía esas propiedades de las hojas de ombú. Sí lo he encontrado citado como cicatrizante. Cuidado, que ni se le ocurra tomarla en forma de té! Para las hemorroides van muy bien los baños de asiento con malva. Malva sí que encontrarás fácilmente en las herboristerías. La malva sí que la puede tomar en infusiones para complementar. Fíjate en el siguiente enlace. Allí aparece que hay por lo menos dos ombúes (Phytolacca dioica) en el arbolado de las calles de Madrid. Sería cuestión de que llamaras a alguna oficina de Medio Ambiente o Parques y Jardines y vieras si te pueden decir dónde están ubicados. También podrías consultar con gente que esté en temas botánicos o de jardinería en Madrid, si no conoces a nadie puedes preguntarle a algún bloguero o en el Jardín Botánico. Ellos seguro conocen el arbolado de Madrid y tal vez te puedan decir donde encontrar más ombúes, porque me late que alguno más debe haber. Eso sí, es posible que los de Madrid estén sin hojas todavía. Yo vivo muy cerca de la costa y los que tengo más o menos cerca están pelados todavía.

        El enlace: http://goo.gl/1Yx4i

  2. La próxima vez que vaya a Barcelona los miraré con otros ojos! Pobres árboles, siempre dan dan y dan al ser humano y nunca les prestamos atención!. Gracias por tu reconocimiento!

    1. No te faltará oportunidad, porque además de los reseñados acá hay un montón de ombúes anónimos en Barcelona y alrededores. Hay muchos en el Maresme, plantados en la mismísima playa!

  3. Hola Eloísa! ansío se encuentren muy muy bien!
    Tanto encontrarme -invitación mediante, agradecido!- con esta nutrida página para nuestras almas (y tal cual lo relatas) como avistar la presencia de semejantes ejemplares en esa ciudad maravillosa que es Barcelona me ha transportado al instante mediante múltiples sensaciones y emociones ligadas al terruño, ellas de características rústicas, límpidas, amables, apacibles, fértiles y resistentes como los mismos ombúes.
    Continúo la lectura y ya te consulto acerca de la posibilidad de dejar por acá alguna foto de ombúes por acá, como semillitas.
    Abrazo de sombra y piel de ombú
    !

  4. Eloìsa aquì estoy escuchando al àrbol que habla y me encanta, y en particular los ombuès fueron testigos de un montòn de momentos divinos de mi vida, los adoro.
    Bueno voy a cumplir con lo que me pedistes la voy a pasar genial y te mandarè fotos y comentarios de mi nuevo destino.
    Abrazoooooooooooooooooooooooooo.

    1. De lo que he leído sé que hay ombúes en Kenia y en Sudáfrica. En Sudáfrica está catalogado como especie invasora :(. Curiosidades: en Afrikaans su nombre común es: ‘bobbejaandruifboom’ y en idioma Zulú ‘uMzimuka’. ¿Será que te encontraste alguno por Nigeria?

  5. felicitaciones por el blog, me dieron ganas de ir a barcelona sólo a hacer esa recorrida visitando ombúes! excelente el texto, las imágenes de cada uno -muy buenas fotos, me encantó la que se ve el mar entre las ramas-, y el mapa, genial!

  6. YUSTE 6/3/2014 en Barcelona

    Me gustaria que se pudiera añadir otro OMBÚS que hay cerca de mi casa que veo que no se le tiene contemplado por el Ayuntamiento de Barcelona . Está en Riera Blanca esquina con carretera deSanst.

    Muchas gracias

    1. Hola Yuste, qué bueno que tú sí tienes bien identificado al ombú de tu barrio. ¿Tienes alguna foto para poder agregarlo al mapa y también a las fotos de los lectores? A mi me pilla muy lejos para ir a verlo y hacerle fotos, pero si tú tienes alguna, sería fantástico poder publicarla aquí con algún comentario que quieras poner si te parece bien. ¡Gracias por el interés!

  7. “Els éssers vius em van interessar des de petit, perquè vaig créixer en un jardí hort on vaig ajudar a conrear plantes de moltes espècies. A més, en aquella època, entre dues guerres mundials, encara quedaven animals silvestres com sargantanes i serps, gripaus i galàpets, conillets d’Indias y ratolins de camp, hornevos i òlibes, benteveos i calandres, borinots i vespes. També solien sobrevolar bandadas de ters i de vegades es posaban núvols de llagostes, que en devorar fulles de l’ombú, morien de diarrea en enormes quantitats.”

    Traduït del castellà de “Memorias entre dos mundos” (Buenos Aires, 2014).
    -Mario Bunge.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s